diumenge, 4 d’octubre de 2009

A tu, que has estat el meu amor aquests últims dies



“Libertad no conozco sino la libertad de estar preso en alguien
cuyo nombre no puedo oír sin escalofrío,
alguien por quien me olvido de esta existencia mezquina,
por quien el día y la noche son para mí lo que quiera.
(…)
Tú justificas mi existencia:
si no te conozco, no he vivido;
si muero sin conocerte, no muero, porque no he vivido.”


Luis Cernuda